Peppa Pig: “Distorsiona el uso de la atención primaria”


Una revista médica cargó contra Peppa Pig: “Distorsiona el uso de la atención primaria”










Una publicación sugiere que el personaje del Doctor Brown Bear no contribuye a tener “una visión realista” de los médicos de familia.
Peppa Pig, la popular serie de dibujos animados para chicos, inculca “expectativas poco realistas de atención médica a los pacientes por culpa de uno de sus personajes”, según una publicación de la revista británica British Journal of Medicine.
Catherine Bell, investigadora y médica clínica, se pregunta en el artículo publicado ayer “por qué algunos pacientes consultan al médico de cabecera inmediatamente ante cualquier eventualidad”.
“Como madre de un bebé y testigo frecuente de Peppa Pig, podría ser que haya descubierto la respuesta”, asegura. Y sucede que el principal problema es el personaje del Doctor Brown Bear.
“No hay que pensar que los médicos pueden comportarse como el Doctor Brown Bear, que acude a domicilio a cada tos de la cerdita y prescribe medicamentos superfluos”, aconseja la publicación científica, en su última entrega publicada el lunes.
“Mirar Peppa Pig y su descripción de la medicina generalista aumenta el nivel de exigencia de los pacientes y fomenta el uso abusivo de los servicios sanitarios”, escribió la doctora Catherine Bell, médica general de Sheffield (norte de Inglaterra) y autora del artículo.
Uno de los ejemplos que cita la revista británica es una escena en que Peppa tiene una erupción cutánea y el oso médico la visita a domicilio y le receta una medicina, “pese a admitir que responde puramente a la demanda de la paciente, y de que dice que es muy probable que la erupción desaparezca rápidamente al margen del medicamento”.
Así, el principal problema del Doctor Brown Bear es algo que, en la serie, aparece como un cúmulo de virtudes: “Proporciona a sus pacientes un servicio excepcional, rápido, con teléfono directo, continuidad en la atención, horarios prolongados y un umbral muy bajo para visitas a domicilio”. Esto, para la autora del artículo, es irreal.
​Y eso, “¿no alimenta expectativas poco realistas de la atención primaria?”, se pregunta Bell.
En un momento en que la sanidad pública británica sufre para atender a todo el mundo, falta de financiación y mano de obra.

La “mala praxis” del Doctor Brown
Catherine Bell examina tres casos, da una discusión, y luego concluye que, a pesar de que el programa de TV transmite “mensajes positivos” sobre la salud pública, alienta el uso inapropiado de los servicios de atención primaria.
Caso de estudio 1: “No muy bien”
Un cerdito de 3 años tiene un “rash” facial, esto es un sarpullido. El doctor Brown sale corriendo a visitarlo, examina la lengua del paciente y le dice que “no es nada serio”.
Caso de estudio 2: George pesca un resfrío
Un cerdito de 18 meses se resfría luego de jugar bajo la lluvia. Nuevamente, el doctor Brown hace una visita urgente. Recomienda cama y leche caliente: en medio día estará curado.
Caso de estudio 3: Pedro tiene tos
Un pony de tres años tose tres veces mientras está jugando. La enfermera llama al Doctor Brown quien, como no podía ser de otra manera, sale corriendo a visitar al paciente. Administra una dosis de medicina y advierte que es potencialmente transmisible.
La discusión
El principal problema del caso 1 ​es lo que la autora llama “una discutible visita doméstica”. Además, sugiere que podría haber una prescripción innecesaria de remedios. En este caso, el Doctor Brown Bear está recetando o bien antibióticos en una era de creciente resistencia a los antibióticos, o está recetando medicinas (“¿paracetamol?”) de venta libre en cualquier farmacia.
El caso 2 se trata de una nueva “visita innecesaria”. “Daddy Pig ya tenía un buen conocimiento sobre el diagnóstico de la enfermedad”, dice el artículo. “Al menos fue apropiado clínicamente”, concede Bell.
Por último, en el caso 3, el Doctor Brown muestra “claros signos de ‘burnout'”, esto es, agotamiento. “Ignoró la confidencialidad, el consentimiento parental y historia clínica”.
La conclusión
Bell llega a la conclusión de que el programa infantil transmite un mensaje positivo sobre la salud pública: comida sana, hacer ejercicio y seguridad vial son valores presentes en la tira. Sin embargo, su queja es contra el estereotipo de la atención primaria que alienta a construir. “Más investigaciones son necesarias para confirmar esto”, sugiere la médica especialista.
“El Dr Brown fue abordado en la perspectiva de los casos estudiados; sin embargo, no está disponible para comentar los resultados de la investigación”, cierra, con humor. (Clarín)
Compartir en Google Plus

Periodista: Noticias Huellas de Jujuy

Trabajamos por una sociedad mas informada y comunicada con un profundo compromiso con la realidad informativa de la provincia de Jujuy, el país y el mundo.

0 comentarios:

Publicar un comentario